NEU. El Congreso condena las amplias sanciones contra Venezuela

N.E.U. resolución

El Congreso condena las amplias sanciones contra Venezuela impuestas por el Gobierno de Estados Unidos en agosto de 2019. Las medidas de embargo de Estados Unidos constituyen ahora un bloqueo económico en toda regla del tipo empleado contra Cuba desde la década de 1960.
La Conferencia señala que a principios de 2019 Idriss Jazairy, relator especial de la ONU sobre las sanciones de Estados Unidos contra Venezuela, dijo «la coerción, ya sea militar o económica, nunca debe utilizarse para buscar un cambio de gobierno en un Estado soberano. El uso de sanciones por parte de potencias extranjeras para derrocar a un gobierno elegido viola todas las normas del derecho internacional».

La Conferencia señala además que:

  1. Venezuela es intrínsecamente vulnerable a los efectos de un bloqueo. Los ingresos del petróleo proporcionan al gobierno las divisas necesarias para importar bienes esenciales: alimentos, equipos médicos, etc. y para la financiación necesaria para mantener servicios públicos de alta calidad.
  2. El impacto en el sistema educativo venezolano desde la Orden Ejecutiva de Obama en 2015 ha sido severo y ha puesto en riesgo las impresionantes mejoras vistas desde la caída del gobierno neoliberal en 1999.
  3. Antes de la elección de Chávez, sólo el 60% de los niños estaban escolarizados y la mayoría abandonaba la escuela antes de terminar la educación primaria. En 2009, el 95% de los niños estaban escolarizados y completaban la educación secundaria. En 1999 la alfabetización de los adultos estaba por debajo del 90%, en 2009 superaba el 95%. Antes de este siglo se gastaba el 3,7% del PIB en educación, en 2009 el gasto superaba el 7% del PIB.La Conferencia encarga al Ejecutivo que:
    i. Actuar de acuerdo con las recomendaciones del informe de 2009 sobre Venezuela de los entonces presidentes de NUT y EIS (Bill Greenshields y David Drewer) para establecer fuertes vínculos con SINAFUM (el sindicato de profesores de Venezuela) y, si lo solicitan, apoyarles para que se hagan miembros de la Internacional de la Educación.
    ii. Reafirmar la afiliación del sindicato a la Campaña de Solidaridad con Venezuela.
    iii. Instar al gobierno del Reino Unido a condenar el bloqueo de Estados Unidos.

Al comentar la aprobación de la moción 36 en la Conferencia Anual del Sindicato Nacional de Educación, que se está celebrando virtualmente, Kevin Courtney, Secretario General Conjunto del Sindicato Nacional de Educación, dijo:

«Las amplias sanciones y el bloqueo económico impuestos a Venezuela son instrumentos contundentes que han llevado a la gente corriente a un sufrimiento inhumano.

«Los suministros vitales, como la asistencia sanitaria y la nutrición, están de rodillas. Unos 7 millones de venezolanos necesitan ayuda humanitaria y unos 5,5 millones han huido del país.

«Millones de niños han abandonado la educación y las escuelas luchan por permanecer abiertas. Esta crisis económica, política y humanitaria está negando a los niños su derecho a aprender y a los profesores su derecho a trabajar.

«El Plan de Respuesta Humanitaria de Venezuela recibió sólo el 22% de los fondos necesarios en 2020, unos 600 millones de dólares menos, de los cuales unos míseros 5 millones se destinaron a la educación.

«Los líderes mundiales deberían avergonzarse de haber contribuido a agravar las crisis existentes -y a desencadenar otras nuevas- en Venezuela. Deben retirarse las sanciones generalizadas y tomarse medidas urgentes para aliviar la crisis política, económica, humanitaria y de desarrollo que está devastando a toda la población del país.»

https://neu.org.uk/annual-conference-2021

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.